Los primeros días del adicto

Los primeros días del adicto son los más difíciles, había empezado a escribir, cuando una mano repentina me arrebató la hoja. Antes de que pudiese reaccionar, vi a mi hermana leer detenidamente mi frase. Gritó: ¡Mamá!, ¡tu hijo por fin dejó las drogas!

Los siguientes días los pasé bajo la mirada microscópica de mi padre. Microscópica, no por el detalle, sino por su manera de hacerme sentir un bicho ante sus ojos. Dondequiera que iba, él siempre encontraba un pretexto para meterse. Más de una vez lo descubrí con un cronómetro a las afueras del baño. Inclusive me seguía cuando iba a ver a mi novia. ¿Quién viene contigo?, me dijo. Un acosador, respondí, pero ella no se rió conmigo.

Lo que empezó como una simple frase literaria, puso mi mundo en contra mía. Mis prendas informales de pronto se volvieron un símbolo hippie, una muestra de mi aprecio por las drogas. Mi manera de hablar también se volvió más sospechosa que nunca. Los nervios solo aumentaron mi mala memoria, la cual fue vista como un síntoma de que, en efecto, me la pasaba en las nubes. Mi novia, contra todo pronóstico,  comenzó a pasar más tiempo conmigo, casi tanto como mi padre.

Una tarde, cuando no aguantaba más, me puse a llorar de rabia. Sentía un dolor desde mi pecho hasta las orejas, y solo quería despedazarme para dejar de sentir dolor. En seguida mi hermana dejó de espiarme, y corrió a confesar su mentira. No sobraron las palabras porque nada se dijo. Todos me abrazaron, lloraron conmigo, y luego se fueron porque ya iba a empezar su telenovela.

Anuncios

¿Sin comentarios?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s