Reflexión laboral

Microcuento de un lavaplatos.

Anuncios

…como hombre que soy

… sólo me falta el rostro adecuado